Archivo de la categoría: Capitulo 95

El Libro de Enoc. Capitulo 95

CAPITULO 95

1. ¡Oh, si mis ojos fueran aguas y yo pudiera llorar sobre vosotros, extendería mis lágrimas como nubes y podría consolar mi angustiado corazón!
(Lucas 19:41)

2. ¿Quién os ha permitido hacer ofensas y practicar maldades? El juicio alcanzará a vosotros, pecadores.
(Miqueas 3:8), (Judas 1:14-15), (Juan 16:7-8)

3. No temáis a los pecadores, oh justos, porque el Soberano del Universo los entregará de nuevo en vuestras manos para que vosotros los juzguéis a gusto.
(Deuteronomio 31:6, 8), (Josué 1:9), (Isaías 8:12-13), (Isaías 10:24-25), (Isaías 35:4), (Isaías 40:9-10), (Isaías 41:10-14), (Isaías 43:1), (Isaías 44:1-3), (Isaías 51:7-8, 12), (Jeremías 30:10-11), (Jeremías 46:27-28), (Jeremías 51:45-46), (Lamentaciones 3:56-58), (Mateo 10:26-28), (Lucas 12:32), (1 Pedro 3:14), (Apocalipsis 2:10), (Salmos 56:4-7, 9-11), (Salmos 118:6), (1 Corintios 6:2)

4. ¡Desgracia para vosotros que lanzáis anatemas que no se pueden romper, el remedio está lejos de vosotros a causa de vuestros pecados!
(1 Corintios 16:22), (Gálatas 1:6-9)

5. ¡Desgracia para vosotros que devolvéis el mal a vuestro prójimo, porque seréis tratados de acuerdo a vuestras obras!
(Salmos 35:12), (Salmos 109:4-6), (Salmos 57:4, 6), (1 Reyes 8:32; 2 Crónicas 6:23), (Ezequiel 7:27), (Job 4:8), (Abdías 1:15), (Salmos 28:3-4), (Job 34:10-11), (Jeremías 17:10), (Mateo 16:27), (Romanos 2:5-11), (Apocalipsis 2:23), (Eclesiástico 35:19-23), (1 Corintios 3:13), (2 Corintios 5:10)

6. ¡Desgracia para vosotros testigos falsos y para quienes pesáis el precio de la injusticia, porque pereceréis repentinamente!
(Salmos 27:12), (Salmos 35:11)

7. ¡Desgracia para vosotros pecadores que perseguís a los justos,
porque vosotros mismos seréis entregados y perseguidos a causa de esa injusticia y el peso de su yugo caerá sobre vosotros!
(Mateo 23:34), (Lucas 11:49), (Juan 5:16), (Juan 15:20), (Gálatas 4:29)
(Deuteronomio 28:45), (Salmos 35:3), (Proverbios 13:21), (Isaías 30:15-17), (Oseas 8:3), (Nahúm 1:7-9)

<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<
<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<

1.
(Lucas 19:41) “41 Y cuando llegó cerca de la ciudad, al verla, lloró sobre ella,”

2.
(Miqueas 3:8) “Mas yo estoy lleno de poder del Espíritu de Jehová, y de juicio y de fuerza, para denunciar a Jacob su rebelión, y a Israel su pecado.”

(Judas 1:14-15) “14 De éstos también profetizó Enoc, séptimo desde Adán, diciendo: He aquí, vino el Señor con sus santas decenas de millares,
15 para hacer juicio contra todos, y dejar convictos a todos los impíos de todas sus obras impías que han hecho impíamente, y de todas las cosas duras que los pecadores impíos han hablado contra él.”

(Juan 16:7-8) “7 Pero yo os digo la verdad: Os conviene que yo me vaya; porque si no me fuera, el Consolador no vendría a vosotros; mas si me fuere, os lo enviaré.
8 Y cuando él venga, convencerá al mundo de pecado, de justicia y de juicio.”

3.
(Deuteronomio 31:6, 8) "6 Esforzaos y cobrad ánimo; no temáis, ni tengáis miedo de ellos, porque Jehová tu Dios es el que va contigo; no te dejará, ni te desamparará.
8 Y Jehová va delante de ti; él estará contigo, no te dejará, ni te desamparará; no temas ni te intimides."

(Josué 1:9) “Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas.”

(Isaías 8:12-13) "12 No llaméis conspiración a todas las cosas que este pueblo llama conspiración; ni temáis lo que ellos temen, ni tengáis miedo.
13 A Jehová de los ejércitos, a él santificad; sea él vuestro temor, y él sea vuestro miedo."

(Isaías 10:24-25) "24 Por tanto el Señor, Jehová de los ejércitos, dice así: Pueblo mío, morador de Sion, no temas de Asiria. Con vara te herirá, y contra ti alzará su palo, a la manera de Egipto; 25 mas de aquí a muy poco tiempo se acabará mi furor y mi enojo, para destrucción de ellos."

(Isaías 35:4) “Decid a los de corazón apocado: Esforzaos, no temáis; he aquí que vuestro Dios viene con retribución, con pago; Dios mismo vendrá, y os salvará.”

(Isaías 40:9-10) “9 Súbete sobre un monte alto, anunciadora de Sion; levanta fuertemente tu voz, anunciadora de Jerusalén;
levántala, no temas; di a las ciudades de Judá: !!Ved aquí al Dios vuestro!
10 He aquí que Jehová el Señor vendrá con poder, y su brazo señoreará; he aquí que su recompensa viene con él, y su paga delante de su rostro.”

(Isaías 41:10-14) “10 No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia.
11 He aquí que todos los que se enojan contra ti serán avergonzados y confundidos; serán como nada y perecerán los que contienden contigo.
12 Buscarás a los que tienen contienda contigo, y no los hallarás; serán como nada, y como cosa que no es, aquellos que te hacen la guerra.
13 Porque yo Jehová soy tu Dios, quien te sostiene de tu mano derecha, y te dice: No temas, yo te ayudo.
14 No temas, gusano de Jacob, oh vosotros los pocos de Israel; yo soy tu socorro, dice Jehová; el Santo de Israel es tu Redentor.”

(Isaías 43:1) [ Jehová es el único Redentor ]
“Ahora, así dice Jehová, Creador tuyo, oh Jacob, y Formador tuyo, oh Israel: No temas, porque yo te redimí; te puse nombre, mío eres tú.”

(Isaías 44:1-3) Jehová es el único Dios
“1 Ahora pues, oye, Jacob, siervo mío, y tú, Israel, a quien yo escogí.
2 Así dice Jehová, Hacedor tuyo, y el que te formó desde el vientre, el cual te ayudará: No temas, siervo mío Jacob, y tú, Jesurún, a quien yo escogí.
3 Porque yo derramaré aguas sobre el sequedal, y ríos sobre la tierra árida; mi Espíritu derramaré sobre tu generación, y mi bendición sobre tus renuevos;”

(Isaías 51:7-8, 12) "7 Oídme, los que conocéis justicia, pueblo en cuyo corazón está mi ley. No temáis afrenta de hombre, ni desmayéis por sus ultrajes.
8 Porque como a vestidura los comerá polilla, como a lana los comerá gusano; pero mi justicia permanecerá perpetuamente, y mi salvación por siglos de siglos.
12 Yo, yo soy vuestro consolador. ¿Quién eres tú para que tengas temor del hombre, que es mortal, y del hijo de hombre, que es como heno?"

(Jeremías 30:10-11) "10 Tú, pues, siervo mío Jacob, no temas, dice Jehová, ni te atemorices, Israel; porque he aquí que yo soy el que te salvo de lejos a ti y a tu descendencia de la tierra de cautividad; y Jacob volverá, descansará y vivirá tranquilo, y no habrá quien le espante.
11 Porque yo estoy contigo para salvarte, dice Jehová, y destruiré a todas las naciones entre las cuales te esparcí; pero a ti no te destruiré, sino que te castigaré con justicia; de ninguna manera te dejaré sin castigo."

(Jeremías 46:27-28) "27 Y tú no temas, siervo mío Jacob, ni desmayes, Israel; porque he aquí yo te salvaré de lejos, y a tu descendencia de la tierra de su cautividad. Y volverá Jacob, y descansará y será prosperado, y no habrá quién lo atemorice.
28 Tú, siervo mío Jacob, no temas, dice Jehová, porque yo estoy contigo; porque destruiré a todas las naciones entre las cuales te he dispersado; pero a ti no te destruiré del todo, sino que te castigaré con justicia; de ninguna manera te dejaré sin castigo."

(Jeremías 51:45-46) "45 Salid de en medio de ella, pueblo mío, y salvad cada uno su vida del ardor de la ira de Jehová.
46 Y no desmaye vuestro corazón, ni temáis a causa del rumor que se oirá por la tierra; en un año vendrá el rumor, y después en otro año rumor, y habrá violencia en la tierra, dominador contra dominador."

(Lamentaciones 3:56-58) “56 Oíste mi voz; no escondas tu oído al clamor de mis suspiros.
57 Te acercaste el día que te invoqué; dijiste: No temas.
58 Abogaste, Señor, la causa de mi alma; redimiste mi vida.”

(Mateo 10:26-28) A quién se debe temer (Lc. 12.2-9)
“26 Así que, no los temáis; porque nada hay encubierto, que no haya de ser manifestado; ni oculto, que no haya de saberse.
27 Lo que os digo en tinieblas, decidlo en la luz; y lo que oís al oído, proclamadlo desde las azoteas.
28 Y no temáis a los que matan el cuerpo, mas el alma no pueden matar; temed más bien a aquel que puede destruir el alma y el cuerpo en el infierno.”

(Lucas 12:32) “No temáis, manada pequeña, porque a vuestro Padre le ha placido daros el reino.”

(1 Pedro 3:14) “14 Mas también si alguna cosa padecéis por causa de la justicia, bienaventurados sois.
Por tanto, no os amedrentéis por temor de ellos, ni os conturbéis,”

(Apocalipsis 2:10) “No temas en nada lo que vas a padecer. He aquí, el diablo echará a algunos de vosotros en la cárcel, para que seáis probados, y tendréis tribulación por diez días. Sé fiel hasta la muerte, y yo te daré la corona de la vida.”

(Salmos 56:4-7, 9-11) "4 En Dios alabaré su palabra; En Dios he confiado; no temeré; ¿Qué puede hacerme el hombre?
5 Todos los días ellos pervierten mi causa; Contra mí son todos sus pensamientos para mal.
6 Se reúnen, se esconden, Miran atentamente mis pasos, Como quienes acechan a mi alma.
7 Pésalos según su iniquidad, oh Dios, Y derriba en tu furor a los pueblos.
9 Serán luego vueltos atrás mis enemigos, el día en que yo clamare;
Esto sé, que Dios está por mí.
10 En Dios alabaré su palabra; En Jehová su palabra alabaré.
11 En Dios he confiado; no temeré; ¿Qué puede hacerme el hombre?"

(Salmos 118:6) “Jehová está conmigo; no temeré Lo que me pueda hacer el hombre.”

(1 Corintios 6:2) “2 ¿O no sabéis que los santos han de juzgar al mundo? Y si el mundo ha de ser juzgado por vosotros, ¿sois indignos de juzgar cosas muy pequeñas?”

4.
(1 Corintios 16:22) "El que no amare al Señor Jesucristo, sea anatema. El Señor viene."

(Gálatas 1:6-9) No hay otro evangelio
"6 Estoy maravillado de que tan pronto os hayáis alejado del que os llamó por la gracia de Cristo, para seguir un evangelio diferente.
7 No que haya otro, sino que hay algunos que os perturban y quieren pervertir el evangelio de Cristo.
8 Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema.
9 Como antes hemos dicho, también ahora lo repito: Si alguno os predica diferente evangelio del que habéis recibido, sea anatema."

5.
(Salmos 35:12) “Me devuelven mal por bien, Para afligir a mi alma.”

(Salmos 109:4-6) “4 En pago de mi amor me han sido adversarios; Mas yo oraba.
5 Me devuelven mal por bien, Y odio por amor.
6 Pon sobre él al impío, Y Satanás esté a su diestra.”

(Salmos 57:4, 6) "4 Mi vida está entre leones;
Estoy echado entre hijos de hombres que vomitan llamas;
Sus dientes son lanzas y saetas,
Y su lengua espada aguda.
6 Red han armado a mis pasos; Se ha abatido mi alma;
Hoyo han cavado delante de mí; En medio de él han caído ellos mismos."

(1 Reyes 8:32; 2 Crónicas 6:23) “tú oirás desde el cielo y actuarás, y juzgarás a tus siervos, condenando al impío y haciendo recaer su proceder sobre su cabeza, y justificando al justo para darle conforme a su justicia.”

(Ezequiel 7:27) “El rey se enlutará, y el príncipe se vestirá de tristeza, y las manos del pueblo de la tierra temblarán;
según su camino haré con ellos, y con los juicios de ellos los juzgaré; y sabrán que yo soy Jehová.”

(Job 4:8) "8 Como yo he visto, los que aran iniquidad Y siembran injuria, la siegan."

(Abdías 1:15) "Porque cercano está el día de Jehová sobre todas las naciones; como tú hiciste se hará contigo; tu recompensa volverá sobre tu cabeza."

(Salmos 28:3-4) "3 No me arrebates juntamente con los malos, Y con los que hacen iniquidad,
Los cuales hablan paz con sus prójimos, Pero la maldad está en su corazón.
4 Dales conforme a su obra, y conforme a la perversidad de sus hechos; Dales su merecido conforme a la obra de sus manos."

(Job 34:10-11) "10 Por tanto, varones de inteligencia, oídme:
Lejos esté de Dios la impiedad, Y del Omnipotente la iniquidad.
11 Porque él pagará al hombre según su obra, Y le retribuirá conforme a su camino."

(Jeremías 17:10) “Yo Jehová, que escudriño la mente, que pruebo el corazón, para dar a cada uno según su camino, según el fruto de sus obras.”

(Mateo 16:27) “Porque el Hijo del Hombre vendrá en la gloria de su Padre con sus ángeles, y entonces pagará a cada uno conforme a sus obras.”

(Romanos 2:5-11) "5 Pero por tu dureza y por tu corazón no arrepentido, atesoras para ti mismo ira para el día de la ira y de la revelación del justo juicio de Dios, 6 el cual pagará a cada uno conforme a sus obras:
7 vida eterna a los que, perseverando en bien hacer, buscan gloria y honra e inmortalidad,
8 pero ira y enojo a los que son contenciosos y no obedecen a la verdad, sino que obedecen a la injusticia; 9 tribulación y angustia sobre todo ser humano que hace lo malo, el judío primeramente y también el griego,
10 pero gloria y honra y paz a todo el que hace lo bueno, al judío primeramente y también al griego;
11 porque no hay acepción de personas para con Dios."

(Apocalipsis 2:23) “Y a sus hijos heriré de muerte, y todas las iglesias sabrán que yo soy el que escudriña la mente y el corazón; y os daré a cada uno según vuestras obras.”

(Eclesiástico 35:19-23) El castigo de las naciones
“19 El Señor no tardará y no tendrá paciencia con los impíos, 20 hasta quebrar el poderío de los despiadados y dar su merecido a las naciones;
21 hasta extirpar la multitud de los prepotentes y quebrar el cetro de los injustos;
22 hasta retribuir a cada hombre según sus acciones, remunerando las obras de los hombres según sus intenciones;
23 hasta juzgar la causa de su pueblo y alegrarlo con su misericordia.”

(1 Corintios 3:13) “13 la obra de cada uno se hará manifiesta; porque el día la declarará, pues por el fuego será revelada; y la obra de cada uno cuál sea, el fuego la probará.”

(2 Corintios 5:10) “Porque es necesario que todos nosotros comparezcamos ante el tribunal de Cristo, para que cada uno reciba según lo que haya hecho mientras estaba en el cuerpo, sea bueno o sea malo.”

6.
(Salmos 27:12) “No me entregues a la voluntad de mis enemigos; Porque se han levantado contra mí testigos falsos, y los que respiran crueldad.”

(Salmos 35:11) “11 Se levantan testigos malvados; De lo que no sé me preguntan;”

7. ¡Desgracia para vosotros pecadores que perseguís a los justos,

(Mateo 23:34) “Por tanto, he aquí yo os envío profetas y sabios y escribas; y de ellos, a unos mataréis y crucificaréis, y a otros azotaréis en vuestras sinagogas, y perseguiréis de ciudad en ciudad;”

(Lucas 11:49) “Por eso la sabiduría de Dios también dijo: Les enviaré profetas y apóstoles; y de ellos, a unos matarán y a otros perseguirán,”

(Juan 5:16) “Y por esta causa los judíos perseguían a Jesús, y procuraban matarle, porque hacía estas cosas en el día de reposo.”

(Juan 15:20) “Acordaos de la palabra que yo os he dicho: El siervo no es mayor que su señor. Si a mí me han perseguido, también a vosotros os perseguirán; si han guardado mi palabra, también guardarán la vuestra.”

(Gálatas 4:29) “Pero como entonces el que había nacido según la carne perseguía al que había nacido según el Espíritu, así también ahora.”

7.
porque vosotros mismos seréis entregados y perseguidos a causa de esa injusticia y el peso de su yugo caerá sobre vosotros!

(Deuteronomio 28:45) “Y vendrán sobre ti todas estas maldiciones, y te perseguirán, y te alcanzarán hasta que perezcas; por cuanto no habrás atendido a la voz de Jehová tu Dios, para guardar sus mandamientos y sus estatutos, que él te mandó;”

(Salmos 35:3) “Saca la lanza, cierra contra mis perseguidores; Di a mi alma: Yo soy tu salvación.”

(Proverbios 13:21) “El mal perseguirá a los pecadores,
Mas los justos serán premiados con el bien.”

(Isaías 30:15-17) “15 Porque así dijo Jehová el Señor, el Santo de Israel: En descanso y en reposo seréis salvos; en quietud y en confianza será vuestra fortaleza. Y no quisisteis, 16 sino que dijisteis: No, antes huiremos en caballos; por tanto, vosotros huiréis. Sobre corceles veloces cabalgaremos; por tanto, serán veloces vuestros perseguidores.
17 Un millar huirá a la amenaza de uno; a la amenaza de cinco huiréis vosotros todos, hasta que quedéis como mástil en la cumbre de un monte, y como bandera sobre una colina.”

(Oseas 8:3) “Israel desechó el bien; enemigo lo perseguirá.”

(Nahúm 1:7-9) "7 Jehová es bueno, fortaleza en el día de la angustia; y conoce a los que en él confían.
8 Mas con inundación impetuosa consumirá a sus adversarios, y tinieblas perseguirán a sus enemigos.
9 ¿Qué pensáis contra Jehová? El hará consumación; no tomará venganza dos veces de sus enemigos."

Anuncios